Publicidad

Razones por las que no debes solicitar un crédito rápido a tu banco

Muchos motivos pueden ser las causas que nos lleven a tener que solicitar un préstamo de dinero con premura, ya sea para imprevistos domésticos, averías de algún vehículo, una revisión dental más cara de lo habitual… o simplemente un capricho. Estas pequeñas cantidades de dinero, que no suelen superar los mil euros, es lo que conocemos habitualmente como un crédito rápido. Este dinero es posible solicitarlo tanto a una entidad bancaria como de manera online. A continuación, para que veáis las diferencias, se exponen los requerimientos del banco tradicional para conceder un crédito rápido, y los compararemos con los requisitos necesarios para obtenerlo a través de empresas de préstamos online. Teniendo en cuenta que este tipo de préstamos rápidos suelen ser para un uso inmediato, de un día para otro, es necesario priorizar los elementos del tiempo de entrega del dinero:

Requisitos del Banco

-Estabilidad: el banco, ante todo, quiere guardarse las espaldas, es decir, necesita estar seguro; por lo que investigará minuciosamente si tenemos la liquidez suficiente. Comprobará,, por ejemplo, que no somos propensos a parones salariales. Por lo que, si recientemente hemos estado en el paro o cambiamos de trabajo regularmente, es probable que nuestra petición sea rechazada. Un sector de la población que será excluido muy fácilmente es el de los inmigrantes, vengan de dónde vengan, ya que es difícil que puedan mostrar una estabilidad a largo plazo.

-Probada capacidad de ahorro: además de lo anteriormente citado, se revisará la trayectoria económica del cliente desde que tuvo capacidad de generar un capital: a qué se ha dedicado, cuanto dinero ha ahorrado, cuanto y en qué lo ha gastado. Nuevamente, habrá ciertos sectores que tengan dificultades en este aspecto, debido a la naturaleza de su actividad económica.

-Solvencia contrastada: algunas entidades pueden requerir nuestras tres últimas nóminas y el IRPF de los últimos años, para comprobar nuestra solvencia económica y que nuestro nivel de endeudamiento entra en sus parámetros.

-Finalidad del préstamo: El banco puede considerar que el préstamo es innecesario si el uso que se le va a dar no le parece correcto y, mucho menos, si ve que su uso va a dificultar la propia devolución del mismo.

 Requisitos Online

-Documentación mínima: ser mayor de 18, ser residente en España y tener el DNI vigente son los requisitos mínimos. Además, es necesario ser titular de una cuanta bancaria, un correo electrónico y aportar un número de teléfono de contacto. Datos, al fin y al cabo, que tenemos al alcance de la mano.

-Inmediatez: una vez hayamos rellenado el formulario de la web y pasado su control de calidad como cliente, el dinero será ingresado en la cuenta bancaria proporcionada. La mayoría de proveedores de préstamos online realiza la transacción de inmediato, una vez aprobado el préstamo, así que el dinero estará en la cuenta del usuario en el tiempo que tarde la transferencia.

-La privacidad: los préstamos online no son tan intrusivos en la vida del cliente, y no es necesario aportar tantos datos personales como sucede con el banco, si bien es cierto que sí deberemos tener un mínimo de fiabilidad en tanto que podemos devolver el préstamo.

Publicidad

Deja un comentario