Publicidad

Promediar a la baja

Se entiende por promediar a la baja o también como estrategia piramidal a una estrategia que consiste en la compra de acciones de un valor en el cual ya se tiene una posición. El punto es que la nueva compra se realizará a valores menores a los que inicialmente se adquirió el valor.

Existen diversas opiniones en cuanto a lo acertado o no de realizar esta estrategia. Hay quienes creen que en los casos de trading puro, es preferible permanecer con una pequeña perdida que aumentar aún más la posibilidad de pérdida si es que el valor continúa declinando su precio.

Por eso hay quienes afirman que lo ideal es fijar un stop loss, o techo máximo de perdida en lo que respecta a una operación. En caso de que el precio del valor no evoluciones cómo se esperaba lo ideal es deshacerse de él y no asumir más posiciones en el mismo. Los estudios demuestran que se puede recuperar antes el dinero perdido asumiendo la pérdida e invirtiendo en otro valor que tenga mayor solidez que intentando aplicar esta estrategia.

En lo que respecta a los costos involucrados en este tipo de estrategia es de notar que dentro de los principales inconvenientes de utilizar esta estrategia de bolsa se destaca, los mayores desembolsos económicos realizados en concepto de comisiones debido a que se habrán efectuado un volumen de operaciones considerablemente mayor al inicialmente previsto. Haciendo números, puede resultar que el costo inicial presupuestado puede llegar a triplicarse o cuadruplicarse rápidamente.

Incluso, a la hora de promediar, es fundamental considerar si la estrategia que se está asumiendo es de corto, medio o largo plazo ya que las consecuencias que de tal acción derivarán serán considerando este factor muy diferentes. En caso de tratarse de una estrategia de corto plazo, es mucho más grave ya que el tiempo que se le va a dar a la inversión para recomponerse probablemente no sea suficiente e incluso puede que en ese corto tiempo el precio de desplome aún más e incremente considerablemente las pérdidas iniciales.

Cuando se invierte a medio o largo plazo, en cambio, se encuentran otra serie de matices que pueden llegar a justificar la inversión. De todas formas es preferible asumir como una regla que si con un determinado valor el inversor se equivoca la primera vez, lo mejor es no invertir más dinero a una inversión que no funciona como se esperaba.

Algunos afirman que detrás de esta estrategia se esconde una motivación psicológica en el hecho de promediar derivada de la creencia de que comprar “más barato” ayudará a recuperar antes la inversión que se ha perdido en tan poco tiempo. Es claro sin embargo que el problema que existe es que la empresa está más abajo en su cotización y eso no implica que la empresa es más barata sino principalmente que la empresa ha empeorado con respecto a una situación particular anterior, lo cual a su vez sería un impulsador para salirse de la inversión en cuestión en lugar de seguir posicionándose en ella.

Aqui les dejamos unos consejos para invertir en la bolsa

Publicidad

Deja un comentario