Publicidad

Las agencias calificadoras prevén que los impagos en la deuda corporativa estadounidense se tripliquen

La compañía de televisión por cable, Charter Comunications Inc., creada por el cofundador de Microsoft, Raúl Allen, comunicó que solicitará la protección de la Ley de Bancarrota debido a la crisis deuda corporativa de los EE.UU a partir del mes de abril.

Charter Comunications es una de la más importantes proveedoras de TV por cable en los Estados Unidos. Informa que el plan de reestructuración de la Ley de Bancarrota, tiende a achicar unos US$ 8.000 millones de la deuda que es de US$ 21.000 millones .

Luego de transcurridos varios meses de negociaciones, una comisión de poseedores de su deuda han aceptado el plan y Allen mantendrá el liderazgo de la compañía .

Probablemente en los Estados Unidos se producirá la mayor cantidad de cesaciones de pago de la historia. Según algunas estadisticas, varias empresas de los EE.UU no cumplirán con el pago de sus deudas, siendo el total comprometido de entre US$ 450.000 millones y US$ 500.000 millones en bonos corporativos y préstamos bancarios, en los dos años siguientes.

Según las proyecciones de cesaciones de pago de las tres principales agencias calificadoras de crédito, las mismas tienden a ser como en 1930, de acuerdo a un historial de 87 años de impagos realizado por Moody’s Investors Service. Se prevé que para este año las tasas de impagos de deuda corporativa, se tripliquen hasta llegar al 14% o más , habiendo sido en 2008 del 4,5% .

No deja de ser un cúmulo de problemas en el mundo de las finanzas, ya que la ola de cesaciones de pago que vienen se le agregan a la lucha que existe con miles de millones de dólares en hipotecas, deudas de tarjetas de crédito y prestamos a universitarios y otros tipos de deudas de consumo en problemas.

El incumplimiento de pagos de deudas por parte de las empresas afectarán a bancos, a los fondos de pensión y los fondos de inversión de capital privado, los que en los últimos años han invertido en la deuda corporativa y parte de prestamos de los bancos.

Cuando las empresas se ven impedidas de poder abonar los intereses o cuotas del dinero prestado, se produce la llamada cesación de pago corporativo, que no siempre se encuadran en protección de la Ley de Bancarrota.

Generalmente los deudores llegan a acordar nuevos plazos de pago con sus acreedores, y en algunas oportunidades da a los acreedores participaciones en las empresas. Esto hace que se agranden los accionistas y perjudica a los actuales, llegando en algunos casos a eliminarlos.

Se prevé que las cesaciones de pago serán mayoritariamente en compañías de medios y entretenimientos , los casinos, fábricas de automotores y los minoristas. Standard & Poor´s calcula en un 90 % de las 263 compañías de medios y entretenimientos que evalúan , conjuntamente con hoteles y casinos , y estarían en peligro de cesación de pagos por las bajas calificaciones de crédito.

S&P, estima a los impagos en 13,9%, pero con un margen que llegaría al 18,5%. Por su parte, Moody´s pronostica cesaciones de pago alrededor del 16,4%.

Los incumplimientos de pagos en recientes crisis, fueron 11,9% en 1991 y 10,4% en 2002, según estadísticas de S&P. En el año 1930, la tasa llegó a un máximo de 15%, informa Moody´s.

Durante el período de crédito fácil en 2007, la tasas de impagos estuvo por debajo del 1%, un registro histórico. Actualmente dos de cada tres empresas no financieras , poseen calificaciones debajo del grado de inversión, dice Diana Vazza-Directora ejecutiva y Jefa de investigación renta fija de S&P.

Comparando con el 50% del último bajón , a principio de década y una de cada tres compañías durante la recesión años 90 “ Este es el grupo más tóxico de calificaciones de empresas estadounidenses que se ha visto” agregó.-

Hasta el día seis del corriente mes y año, 21 empresas de los Estados Unidos no han efectivizado los pagos de US$ 43.100 millones en bonos de alto rendimiento y deuda con los bancos. Se calcula que las cesaciones de pago llegaron a su máximo nivel en el tercer trimestre de este año, basado en previsiones que la economía de EE.UU se irá a pique en los primeros seis meses.

En fin: Se vienen grandes problemas, mayores a los actuales y cuyos principales damnificados pueden llegar a ser, otra vez, los fondos de inversión de Renta Fija, justamente aquellos que se consideraron refugio de seguridad y que hoy en día están seriamente amenazados.

Publicidad

Deja un comentario