Publicidad

Depósito más por más Banco de Valencia

Depósito más por más Banco de Valencia

La gran ventaja, y tal y como están las cosas en cuanto a rentabilidad desde luego a fecha de hoy la mayor, que puede presentar un depósito para un ahorrador frente a otros modelos de búsqueda de rentabilidad para sus ahorros, es el hecho de las rentabilidades fijas independientemente de los movimientos de mercado, este que siempre ha sido el elemento fundamental de atracción de los depósitos (además de los periodos de tipos altos o los consabidos regalos y bonificaciones) continúa lógicamente presente en todas las propuestas de depósitos bancarios.

El Depósito más por más de Banco de Valencia nos propone en este caso una imposición a 11 meses, que, como veremos, se divide en dos tramos de rentabilidad, permitiendo la disposición periódica de los rendimientos sin la disposición de capital, algo no excesivamente habitual en los depósitos y que por eso mismo tiene su grado de atracción.

En lo que a característica se refiere, y como indicabamos, nos encontramos ante un depósito a 11 meses (un año menos 1 día) que nos ofrecerá durante los tres primeros meses el 2,25%, nominal, mientras que el resto del periodo de vida del producto (nueve meses) nos propone un 1,25% nominal, lo que nos ofrece una TAE final resultante de 1,508%.

Con liquidación trimestral, este depósito cargará una comisión de cancelación anticipada equivalente al 2% por el tiempo restante hasta el vencimiento del producto, sin que, pueda exceder en ningún caso los intereses pagados. Por otro lado, se plantea la posibilidad de renovación a vencimiento por el mismo plazo de tiempo.

Una imposición pues a 11 meses en la que, la liquidación trimestral intereses es un dato relevante, y que, aunque tal vez no presente los rendimientos posibles en otro tipo de productos, lo cierto, es que presenta los rendimientos fijos, independientemente de los movimientos del mercado, y, por supuesto, la protección a capital aportado, con la garantía de devolución total del mismo más intereses, que, a fin de cuentas, es el punto fuerte de de cualquier tipo de depósito bancario.

 

 

Publicidad

Deja un comentario