Publicidad

Depósito Doble CAI

La CAI (Caja Inmaculada) ha lanzado una nueva edicion de lo que ya considerado un clásico de la entidad: su Depósito Doble CAI. Asi, el Depósito Doble CAI combina el interés fijo a 9 meses de una parte de la inversión, con el interés referenciado a la evolución de dos papeles bursátiles líderes como son Telefónica e Inditex.

Como su nombre lo indica, el Deposito Doble CAI es un producto que combina un depósito a plazo fijo con un depósito estructurado. En esta oportunidad, la rentabilidad responderá a las siguientes pautas:

  • el 70% de la inversión remunera al 4,52% TAE en una depósito a plazo fijo de 9 meses.
  • el 30% restante se invierte en una imposición a 36 meses cuyo rendimiento estará vinculado a la evolución de una cesta de acciones compuesta por Telefónica e Inditex. En función de la evolución de esta cesta, el cliente puede sumar a la alta rentabilidad de la imposición fija un cupón de hasta el 25% según el desempeño bursátil de estos valores.

Así, El cliente obtiene el 25% de la menor revalorización de los dos valores, tomando para su cálculo:

  • Valor Inicial: Para cada acción será el precio oficial de cierre de cotización en la fecha de de inicio, el 23/07/2012.
  • Valor Final: Para cada acción será el precio oficial de cierre de cotización en la fecha de observación final, el 25/07/2016.

Puede disponer en cualquier momento de la parte de interés fijo, no así del producto referenciado. A su vez, se puede contratar desde 6.000€ (y en adelante, en módulos de 1.000 €)  hasta el 20 de Julio de 2012.

En nuestra opinión es un producto, ofrece una rentabilidad de la parte fija buena, que cuenta con la ventaja de ser la mayor parte, (el 70%).  Sin embargo, el resto de la inversión puede dejarnos con las manos vacías, sobre todo en estos tiempos de incertidumbre en los mercados de Bolsa y de Deuda europea. Al tratarse de dos de las más grandes empresas del Continente, lo que suceda aquí le pegará de lleno en la cotización bursátil.

Fiscalidad de los depositos

Este producto estará gravado en el IRPF 2012, siendo considerados rendimientos de capital mobiliario. Como tal, estará sujeta a la fiscalidad de los depósitos normal y habitual

  • Para los residentes en España los intereses de este tipo de depósitos están sujetos a una retención a cuenta del IRPF del 21% según la legislación vigente. En el caso de que el importe de los intereses excedan los 6.000 euros,pero sean menores de 24.000 euros, habrá que pagar un 25%. Y si superan el umbral de los 24.000 euros, el tipo aplicable será del 27%.
  • Para los no residentes en España con declaración de no residencia fiscal en vigor no se aplicará la Retención fiscal.

Aqui os dejamos un video explicativo acerca de que son los depositos bancarios

Publicidad

Deja un comentario